La economía sumergida de los que no nos atrevemos a emprender

Soy un firme convencido de los impuestos y el gasto social. Siempre he pagado mi parte de buena gana porque, ya digo, creo en el sistema y me he beneficiado de él cuando era estudiante. Ahora veo las noticias y se me cae el alma a los pies, la economía sumergida en España se situa entre una cuarta y una quinta parte del PIB; poca coña.

Mucha parte del dinero negro se esconde en las transacciones de patrimonio entre particulares (ventas de pisos principalmente) y otra parte en los negocios desleales de toda la vida. Ya sabéis, el típico chapuzas cabrón que por un lado está cobrando subsidio de desempleo y accediendo a viviendas protegidas y por otro lado trabajando en negro, jodiendo con ello a su competencia honesta (que es la que le financia las ayudas mediante los impuestos, curiosamente).

Contra estas cosas poco se puede hacer mientras haya gente analfabeta dispuesta a pagar parte de su piso en dinero negro y a renunciar a la factura del cerrajero para ahorrarse 8 euros. Pero creo que hay otra gran bolsa de economía sumergida que sí se podría controlar sin mucho problema, y daría un buen empujón a la innovación y el emprendimiento más modesto.

Fotografía de unos guantes de lana con un cardo enganchado

isaacbowen.

Veréis, yo siempre he tenido muchas ideas de negocio. Algunas claramente inviables y otras que hasta podrían valer la pena, tanto que en los últimos tiempos me llegué a plantear llevar a cabo algo más o menos en serio. Pero al final me topé con una una triste realidad, algo en lo que nunca había caído pero que seguramente muchos conozcan a la perfección. Y es que emprender, de forma legal, es un auténtico coñazo.

Todas las formas legales de sociedades (empresas, vaya) que encontré están pensadas para gente que se lía la manta a la cabeza, consigue financiación y monta una empresa de las de toda la vida, con empleados a tiempo completo, algo de dinero en la caja, sellos de caucho y persianas venecianas. Pero veo un enorme vacío en los incentivos para los emprendedores a tiempo parcial, es decir, gente que además de ser asalariada para un tercero (y pagar impuestos por ello) quiere intentar construir en su tiempo libre un pequeño negocio.

Hablo de cosas pequeñas, no de montar una cafetería, sino de cosas que se pueden hacer desde el propio hogar, como fabricar broches de fieltro, vender fotografías, traducir textos o diseñar páginas web cutres salchicheras en los fines de semana. Cosas con las que, al menos al principio, se van a obtener rendimientos bastante modestos.

El Estado hoy te dice, ¿quieres vender manualidades desde tu hogar?, muy bien, hazte autónomo y enfángate con un montón de papeles (gestoría mediante, si no quieres perder tiempo) y de pagos (un mínimo de 200 euros al mes), pese a que tu actividad (que más que una empresa es un hobby) aún no genera ninguna clase de ingreso.

La mayoría de la gente (yo incluído) se abruma ante esta situación y, o bien pasa de declarar absolutamente nada y engrosa los números de la economía sumergida que daba al principio, o bien se desanima y desiste de su idea. ¿Cómo es posible que para intentar generar riqueza honestamente, y aportar parte de tus beneficios a tu país, lo primero que te pidan sea que empieces a palmar pasta y tiempo en cosas que nada tienen que ver con tu idea (y que todavía no sabes ni si va a funcionar)? Es algo que desanima a cualquiera.

Creo que hace falta (más ahora, con la tasa de desempleo que gastamos) una modalidad legal con la cual cualquiera pueda emitir facturas, pagar su IVA de forma anual con total comodidad junto con el resto de su declaración, y listo. Algo que sea tan sencillo como solicitar una licencia para emitir facturas sobre una actividad (se resolvería con un simple formulario web que relacionase DNI con actividad y te diera un CIF de emisión). Y todo esto unido a una serie de baremos, progresivos, de modo que a medida que tu negocio empiece a funcionar (si es que lo hace) el bocado de hacienda vaya siendo más y más grande hasta que puedas formar una empresa con todas las de la ley, y dedicarte a ella en cuerpo y alma.

Aquí es donde se explica la foto del post, pura poesía, ¿eh?

Supongamos que en tu tiempo libre te gusta confeccionar guantes de lana y venderlos por internet. Apenas te conoce nadie pero empiezas a tener algo de público y recibes un par de pedidos al mes, lo que te supone 60 euros de ingresos mensuales, que una vez descontados los costes del material se te queda en 600 euros al año. ¿No sería mejor poder declararlo tranquilamente, emitir facturas a tus clientes y que el Estado recaudase el IVA sobre esos 600 euros, a que directamente hagas todo bajo cuerda y el Estado no vea un céntimo?

Lógicamente tendría que haber restricciones para que una misma persona no pueda montar docenas de chiringuitos de estos a la vez, pero precisamente, al estar regulado, sería trivial de verificar.

Y ojo, esto es para proyectos individuales, pero si hablamos de hacer algo con más ‘socios’ la cosa ya sí que se descontrola en complejidad. Si quieres montar la misma tienda de guantes de lana con un par de amigos, y os apetece que en la factura figure el nombre comercial que habéis decidido por comité (típica empresa de Juan, Gloria y Manuel que acaba llamándose ‘GLORMANJUA SL’). ¿Quién en su sano juicio reuniría un capital de 3000 euros para iniciar una SL de poca monta que no dará ni 600 euros al año? Pues nadie. Y así pasa, que al final la gente en lugar de hacer los guantes se queda en casa viendo la tele, o hace los guantes y los cobra en negro.

La administración electrónica está bien, pero lo que de verdad hace falta es un poco de sentido común y una simplificación brutal en los trámites más habituales y sencillos, que es un mal que aqueja a todo el sistema. El Estado tendría que empezar a centrarse en resolver este tipo de cosas, en hacer fácil lo fácil. Puede sonar a cachondeo, pero estoy convencido de que nos va el futuro en ello.

32 comentarios, debe haberse caído Twitter o algo

Como siempre, amén (y primer). No sé cómo huevos has llegado a la foto de la lana habiendo estado navegando por el Photostock ese y haber sopesado la foto del tío de los billetes (grande).

Sólo tengo una preguntilla para ti o cualquier experto de estos que florecemos en los comentarios de blogs de pacotilla: soy un analfabeto integral de CUALQUIER cosa que tenga que ver con la burocracia, no sé hacer casi ningún trámite con ningún organismo público y, a veces, me despierto con sudores fríos tras haber soñado que navegaba por la web de la Seguridad Social. Pero, aún siendo ijnorante, juraría que vi en wherever algún tutorial dirigido a freelances que explicaba cómo hacer “facturas” de manera “legal”, si se trataba de trabajos muy puntuales o de cantidades pequeñas. No te sé explicar más, pero creo recordar que arrojaba luz sobre el tema que has propuesto. Supongo que alguien sabrá explicarse mejor que yo.

“Simplificación brutal en los trámites más habituales”

, me quedo con esa frase. Por favor, ya. Que tengo 24 años, trabajo en Internet y no tengo ni reputísima de cómo hacer funcionar ninguna web estatal, ni sé sacar ningún tipo de información de ellas. Imagínome cómo será para un “usuario medio” :-S

Tienes razón, y no es la primera vez que se comenta. La burocracia en España es de las peores, y en los últimos meses han salido chorrocientas listas en plan “Top de los países en los que es más difícil emprender”, apareciendo siempre España en los peores lugares. (ejemplo http://www.meneame.net/story/tiempo-necesario-para-abrir-negocio-mundo

En el enlace anterior se lee que en Nueva Zelanda y algún otro de esos países árticos en los que parece que todo es muy deputamadre, se puede abrir una empresa hasta en un par de días, y no sé dónde leí que en algunos casos, si tus ingresos son cero, los impuestos a pagar también serán cero. Es lo lógico, pero aquí en España «lo lógico» no se estila.

¡Clap clap clap!

Tienes una razón como un templo. Hay muchos temas administrativos que no han cambiado desde la edad de piedra, y son un lastre para los emprendedores. No nos engañemos, la gente tiene ideas. A veces, hasta buenas ideas. Creo que si apenas se ven apenas startups o nuevos modelos de negocio es precisamente por eso.

Muy interesante también el enlace de TheOm3ga, hasta en Polonia o China se tramita antes.

Hay el un pequeño vacío legal que permite facturar hasta X euros (solían ser 2.000, ahora creo que 3.000) al año sin estar dado de alta del IAE, si
· No se trata de facturas repetidas a un mismo cliente (=relación habitual)
· Aplicas en la factura el IVA y también el IRPF.
Al hacer la declaración de hacienda, salen las facturas (en mi caso, siempre por facturar a orgtanismos públicos cuatro traduccioncillas o así) y te descuentan lo que toque.

Lo de vacío legal lo digo porque empecé a hacerlo con la tranquilidad de que en el curro me dijeran, las administrativas de un centro público, que no pasaba nada con tal de no superar el tope. Luego, al cabo de unos años hubo quien me avisó que ya no era tan aceptable. En Hacienda me suelen preguntar si se trata de una actividad relacionada con mi trabajo principal (que lo es) pero si no lo fuera, te cobran algo más creo y ya está.

Hace un año intenté descubrir si había manera de facturar más de lo que decían, pero sin pagar tanto porque no lo cubría ni de coña, y en varios puntos de información de la Administración pública me dieron versiones contradictorias. Finalmente rechacé algún trabajo para no pasarme.

Lo que intentaba confirmar es si darse de alta del IAE durante sólo unos meses (para facturar algún trabajo gordo, o acumulando las facturas para ese mes) y de baja en seguida es correcto. No logré sacar oficialmente nada en claro, aunque varias personas me han dicho que es algo más o menos habitual para traductores, diseñadores, etc.

Sorry for the tocho, igual te sirve de algo ;^)

Michael J. Fox
26/04/2011 a las 07:18

Razón no te falta, pero ideas así de “simples” que ayudarían a reducir la economía, sumergida o no, hay bastantes, pero dudo mucho que salga alguna novedad así de parte del gobierno…¿Momento para el partido Huguista?

PD: ¿Esto se te ha ocurrido amén de la funda del iPad?

Totalmente de acuerdo, aunque por supuesto que se la cosa se puede complicar mucho.
El tema de Hacienda es más sencillo: IVA (fácil, es un porcentaje), IRPF (se puede añadir en la declaración)… el problema es deducir los gastos ¿cuáles de tus gastos son imputables a tu “actividad empresarial” y cuáles a tu vida normal?
Un hueso más duro de roer es el de la seguridad social porque si estás teniendo ingresos, quien esté pagando tu seguridad social (tu empresa 1.0 o el INEM o la propia SS) querrá que le eximas de una parte de esa carga.
Pero vamos, que seguro que hay formas de simplificar todo esto y conseguir que se puedan facturar trabajillos sueltos o trabajos que supongan ingresos reducidos

Ya existe.

1. Puedes ser autónomo y asalariado a la vez.

2. Como particular, puedes emitir facturas con tu DNI. Mientras no superes los 3.000 euros al año de facturación, no es necesario que declares el IVA.

3. La unión de 2 o más pequeños emprendedores se puede resolver con una S.C.P., que es la unión de dos o más autónomos: 60 euros de notario y andando. Una S.L. Son palabras mayores.

José Francisco
26/04/2011 a las 08:47

Justo hace un par de días empecé a pensar lo mismo, sobre si se podía ganar unos eurillos haciendo diseños, páginas webs, etc. Lo cierto es se puede hacer sin ser autónomo (siempre que no tus ganancias no superen el sueldo mínimo) con tal de declarar los ingresos, y el IVA cada trimestre. Un peñazo, sí, pero al menos es más sencillo que ser autónomo y tal.

Habría que informarse mejor, pero aquí mismo lo explican grosso modo.

Hugo for president, ASAP.
Griselda, perdona pero lo que planteas es, en mi experiencia como autónomo:
1. Poco viable, a menos que dispongas de un contrato a tiempo parcial.
2. Esas facturas, en caso de ser interceptadas por la seguridad social, es posible que no las admitan como «personales», porque (como habéis leído repetidas veces) se trata de un vacío legal, no de un derecho.
3. La SCP (sociedad civil privada) o la CB (comunidad de bienes) exponen a un socio honesto desmesuradamente ante las atrocidades de un socio deshonesto.

Quizás harían falta dos elementos clave para simplificar todo esto:
– una participación para la seguridad social proporcional a los beneficios y a un número de horas declarado, por ejemplo, ni fija, ni de 150 a 300 € por mes, cuando al principio eso puede ser lo mínimo que ganes con mucho esfuerzo;
– una simplificación extrema de los trámites fiscales, que suponen una cantidad de trabajo no remunerado considerable,es decir, el estado me obliga indirectamente: bien a contratar una asesoría (dinero saliente), o bien a empollarme una cantidad de normativa legal y fiscal suficiente para montar la asesoría yo mismo (horas no remuneradas).

¿Qué os parece? ¿No creéis que, además, la informática actual permitiría este tipo de mejoras?

Dos amigos abogados y trabajar para portales web de la Administración Pública (con gente que se pega a diario con ellos) aclaran bastantes cosas, además de un curso que nos dieron en Bachillerato por si nos queríamos lanzar a ese mundo sin ningún tipo de red. Nadie te va a quitar la necesidad de contar con un capital inicial y kilos de paciencia, sólo te digo que recomendaban comenzar con más gente para, lógicamente, facilitar alcanzar ese dinero mínimo y para dividir las pérdidas, ahí, animando.

Otra cosa, a modo de consejo (porque lo he hecho), es que si quieres dedicarte al mundo de diseño y programación web para empresas de terceros en momentos puntuales, es mejor que te subcontraten. Quiero decir, en mi caso, una chica (novia de un compañero de trabajo) se dedica a la gestoría y tramita papeleo de varias empresas, algunas de las cuales carecen de “presencia en Internet”, entonces ella las convence para que se hagan una web, me llama, se lo monto, lo mete como otros gastos de gestoría (con su correspondiente IVA) y a mí me da en mano la parte que hayamos acordado. La Administración se lleva su parte, no hay papeleo de ningún tipo y es abiertamente legal al ofertarse como un servicio a mayores, puntual. Si esa empresa queda satisfecha y se lo recomienda a otra, en lugar de hacerlo yo y encargarme de todo bajo cuerda, se lo comunico a esta chica y vuelta a empezar.

De todas formas, no le des muchas vueltas, ¿acaso declaras a Hacienda lo que ingresas por AdSense?

Pues hombre, en mi caso trabajo con mucho material de importación como particular y ya más de una vez viendo los precios con los que me manejo hago pedidos para familiares/conocidos, he mirado de hacerlo legalmente para terceros y a nivel de buracracia es tan show que necesitaría contratar una gestoría para que me llevasen los papeles, con lo cual la idea de hacer cosas de esas a nivel legal a toma por saco

Me ha pasado lo que comentas, tneer que cobrar en negro ciertos trabajillos por no querer perderlo todo pagando autónomos.

Buen post.

Buenas a todos;

Por lo general dos cosas, la primera es que todos los modelos variables de pagar impuestos, aunque me parecen muy acertados, dejan en abierto un canal para la pilleria, como decís pagar “el autonomo” como un variable según horas o beneficios suena estupendo, pero al final somos nosotros los que decimos cuanto trabajamos y cuanto ganamos; y por otro lado algo en lo que todos estamos de acuerdo y que no entiendo como la administración sigue haciendo oídos sordos, es el de la simplificación y unión de los trámites burocráticos, cualquiera que en algún momento hayamos ido a un punto de asesoramiento público con una idea, muchas ganas y algo de miedo, salimos mas que orientados, derrotados, con el firme pensamiento de que no quieren que emprendamos de verdad, ya que es abrumador la cantidad de altas que tienes que realizar, el enorme número de edificios enormes y bonitos a los que ir, para hacer los mismo y que normalmente están tan alejados….

Y en particular @Okok al último párrafo que comentas, lo de darse de alta y de baja solo para facturar, es totalmente legal, ya que en ningún reglamento dice lo contrario, evidentemente se puede considerar también inmoral, pero eso es otra cosa, en contra partida, puedes hacer enfadar a hacienda y que te “vigilen” mas de lo normal y también pierdes los beneficios por “emprendedor” como las cuotas reducidas y demás.

Y a @ElGekoNegro solo decirle que aunque cuando montes sitios web sea tu amiga la consultora la que pasa la factura con sus correspondientes impuestos, sigue siendo caso de economía sumergida, por dos motivos ella esta facturando una cantidad superior a la que realmente percibe y tu estas realizando un trabajo por el cual nadie sabe que existes, es decir, si tu montas una web y la factura es de 3mil € y acordáis que tu te llevas 2500€ aunque ella pague los impuestos por ese trabajo, tu como trabajador no cotizas, por lo cual todo el trabajo que haces no revierte en ti positivamente, ni directamente para beneficiarte de ayudas sociales, tipo desempleo. No se si me he explicado bien, espero que sí.

Un saludo a todos, y genial el artículo.

¡Insensatos! ¿Qué pretendéis, acabar con siglos de identidad nacional y cuidadosamente sembrado acervo cultural, importando indiscriminadamente todo tipo de barbarismos de los países del norte? Entre ellos, sin duda el más peligroso y radical de todos: hacer las cosas bien.

Si no os gusta España, idos a otro sitio.

Por un lado, la burocracia, por otro, Internet y Paypal. Desde que Paypal tiene tarjeta de crédito trabajar completamente en negro con un negocio completamente virtual es muy sencillo, demasiado sencillo.
Como bien dices, la solución no sólo es la persecución, es más bien facilitar que los que tienen (tenemos) conciencia podamos hacer las cosas legalmente.

Está pendiente un post de blogoff al respecto. Pero si estás cotizando ya como trabajador por cuenta ajena, claro que puedes facturar. La movida sería facturar sin estar cotizando ni por autónomos ni por el régimen general.

Por cierto que yo declaro Adsense. Fue el descojone porque tuvimos que dar de alta la empresa en el registro de operadores intracomunitarios. Y entonces inspección al canto XD ¿y este chaval a cuénto de qué quiere hacer transacciones con Irlanda? Afortunadamentre como llevo haciendo todo por el libro desde el principio pasé la inspección con nota. Por supuesto no oigo más que conversaciones sobre tal o cual chanchullo que se puede hacer. Pero también tengo un amigo auditor que me tiene bien informado de lo que pasa cuando un chanchullo se te escapa de las manos. A mí al día de hoy me dan igual las reglas del juego (más o menos impuestos, más o menos papeles…) lo que me jode es que no todas las empresas jueguen con las mismas reglas. Básicamente depende de si te puedes permitir o no un “ingeniero fiscal” o un “contable creativo”.

También te digo que montar un SL es agotador e inclsuo pagando una asesoría pierdes una cantidad de tiempo brutal en gestiones. En ese sentido vivimos en un país tercermundista.

Sin embargo, ahora mismo no me imagino trabajando por cuenta ajena. Hacer las cosas a tu modo es un droga.

Kids, Creo que todos los que han comentado y el propio Hugo están de acuerdo en que todos tienen que jugar con las mismas reglas. El problema es que esas reglar son demasiado complicadas para los pequeños, lo cual imagino que será el principal motivo por el que vemos cientos de start-ups (como me gusta ese palabro) en otros países y en el nuestro los pocos que hay y no se van a tomar por saco en tres días deciden cambiarse de “mercado”.

Me sumo a lo que dice mced, esto es cultura tradicional española…. por pagar cinco pesetas menos, se prefiere pagar en negro, aunque a la larga solo te perjudique a ti. Y encima la gente jamás denunciará nada – y lo digo de primera mano, que tengo un amigo trabajando sin contrato y cobrando cuando el jefe quiere, tarde, mal y menos dinero de lo que debería. Supongo que hasta que no se vea sin dinero para pagar el alquiler no moverá ni un pelo. Esto es España.

@ Christian: “Que tengo 24 años, trabajo en Internet y no tengo ni reputísima de cómo hacer funcionar ninguna web estatal, ni sé sacar ningún tipo de información de ellas. Imagínome cómo será para un “usuario medio” :-S”
Idem. Cada vez que tengo que buscar alguna información o pedir algún tipo de beca, me entran ganas de matar a quien diseñó las páginas. Me pasa lo mismo con las de la universidad… No sé quién monta la estructura de este tipo de páginas, pero se apañan para que tengas que estar 45 minutos buscando algo que no deberías tardar más de cinco…

Joer macho, como siempre te explicas mejor que yo. A mi hace no mucho se me ocurrió también una buena idea (que al final tenía fugas jeje), y aunque no ha sido éste el motido de que desistiera sí que me lo pensé bastante demasiado como para saber que iba a ser muy dificil sacar la idea a flote pese a que funcionara.

Ojalá reduzcan el papeleo innecesario para cosas como estas, que ya no es por cuestiones de simplicidad sino de imagen: si la gente viera lo fácil que es montar negocietes de tres al cuarto más gente se animaría y todo ello contribuiría a ver con peores ojos las prácticas sumergidas y más gente se lo pensaría dos veces…

No voy a meter mucha más baza porque creo que en los comentarios ya se está despejando un poco el panorama, y cosas en las que no había querido entrar en el post (como los famosos 3000 euros hasta los que hacienda ‘no se mete’). Gracias por la participación y la acogida del post, veo que muchos os habéis visto en la misma situación.

ElGekoNegro, sí, desde el año pasado. Lo meto en la base imponible y listo, no sé si estará bien así pero es la forma más sencilla que encontré.

De acuerdo 100% y casi me has quitado la sugerencia.

Es absurdo lo díficil que es en España “legalizarse” (aunque hay una fórmula con la que se puede hacer lo que comentas, ir directamente a Hacienda y darte de alta como “profesional”. Si son pequeñas cosas con hacer la declaración cada 3 meses y pagar vale y puedes facturar legalmente (de otro modo cuando intentas sacar un pago en programas no vale). En la SS no cruzan datos y aunque así fuera lo máximo que podrían hacer es hacerte pagar la cuota de autónomos meses que facturases. Otra opción son las sociedades tipo “tefacturamos” (al borde de la legalidad porque no explican que si superas los periodos laborales no valen) o agrupar facturas por meses y pagar cuota de autónomos 2 o 3 meses al año.
He visto decenas de veces gente que quiere hacer algo, y declarar, pero “no puede hacer factura”. Al final pagas en B y listo, pero como digo es gente que si tuviera una opción sencilla de haber declarado ese dinero y proporcionar una factura lo hubiera hecho.
Respecto a pagar impuestos, no te engañes. Cuando tengas que soltar un montón de dinero al mes y sabes que hacienda por no hacer nada se saca más de la mitad de lo que ganas con tu trabajo la cosa no tiene tanta gracia. Los impuestos no es emplean bien en España, tengo una “amiga” que lleva más de 1 año fingiendo una baja para que le den una pensión vitalicia porque “se aburre en su trabajo porque no hace nada” (es funcionaria), se cambian papeleras, levantan calles y gasta dinero con mucha más ligereza que en países muchísimo más ricos como noruega y para no enrollarme: la gente que dice que es “mileurista” en realidad no lo es. Es dos mil eurista, lo que pasa que como lo paga la empresa creen que ganan la mitad. Si la gente cobrará todo lo que realmente gana y después tuviera que pagarlo habría una revolución social o al menos se exigiría un mejor uso de los impuestos.
Conclusión: yo pago y mucho, como cualquier trabajador o empresario; pero se hace tan mal uso del dinero y se exprime tantísimo para subvencionar a los que no se juegan nada que aunque yo no lo haga lo moralmente aceptable es claro: NO pagar impuestos, que ya pagas bastante con el IVA e impuestos indirectos.

Ahí, ahí. El sueño de toda la clase alta: IVA e impuestos indirectos.

¿No sería más conveniente perseguir y echar a la puta calle a tu “amiga” (opcional destierro a Siberia) y a todos los de su calaña?

Sonsoles Moncloa cantamañanas
01/05/2011 a las 12:08

Bien, estos conocimientos añadidos me han ayudado mucho.

Ahora, echo de menos conocer como es posible que siendo natural de la peninsula Ibérica, en la que el Estado tiene el monopilio del agua, luz, gas, yacimientos arqueológicos, fábricas de armas, seguridad nacional e internacional, justicia , etc y trabajando l2 horas al día sin vacaciones me sigo viendo obligada a trabajar en la economía sumergida … En mi caso trabajo desde los diez años de edad, primero en la fábrica de mi padre sin S.S ni salario ni vacaciones ni reconocimiento social y en el mismo momento de casarme comencé a llevar la intendencia entera, servicio doméstico, gestión de recursos, educación on-line , relaciones públicas y sociales, protección a menores, asistencia a domicilio a dependientes, innovación y creación genial de lineas estratégicas de desarrollo en la ascensión social, presidenta del ente “Hotel Mamá” , Fomento Ideológíco poblacional, y mucho más. En principio llevo deseando el alta en la S.S para abandonar esta economía sumergida desde el primer Congreso del PSOE tras la Dictadura , aunque no me paguen, trabajando gratis pero que se me otorgue el derecho humano de tener reconocida mi existencia y mi fomento de las libertades mediante mi esfuerzo diario …¿Cómo es que todavía no
se me permite sacar esta faceta de la economía sumergida? ¿Y porqué voy a sacar la de empresaria con consulta privada médica de especialista? ¿Es que ha invertido el Estado en mi empresa para venir despues con derechos de mafia sobre un trabajo mío sí y sobre otro no?
El Estado no vino nunca a sacarme de la economí sumergida, natural, honrada, normal, no extorsionada…La Tierra para el que la trabaja y la empresa tb. El Estado tiene monopolios y debe sacar adelante sus negocios con la inteligencia de los hombres a quienes les paga sueldo , sin contribuciones mías, ya tiene una buena base como el el territorio entero de España solo para él, hasta el agua de los rios pagamos. ¿Nos han dado igualdad de oportunidades para ser funcionarios? ¿Les vamos a dar la fuerza de nuestro trabajo? Si no quieren economía sumergida que den de alta con sueldo y reconocimiento de trabajo a la intendencia de los hogares españoles antes.

En Italia lo llaman mafia, en el pais vasco ETA …¿Lo voy a llamar yo Hacienda?

Paco González
02/02/2012 a las 23:44

He encontrado esto por si os aclara algo. Es un poquito pesado pero vale la pena.

LA HABITUALIDAD EN EL RÉGIMEN ESPECIAL DE LA SEGURIDAD SOCIAL DE TRABAJADORES AUTÓNOMOS

Antonio Fernández Díez

Subinspector de Empleo y Seguridad Social

El requisito de la habitualidad en el RETA

El requisito de ejercicio con habitualidad de la actividad por cuenta propia es esencial para la existencia de un trabajador por cuenta propia o autónomo a efectos del alta en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos.

De este modo en el artículo 1 de la ley 20/2007, de 11 de julio, que aprueba el Estatuto del Trabador Autónomo se señala que “La presente Ley será de aplicación a las personas físicas que realicen de forma habitual, personal, directa, por cuenta propia y fuera del ámbito de dirección y organización de otra persona, una actividad económica o profesional a título lucrativo, den o no ocupación a trabajadores por cuenta ajena”.

En parecidos términos se exige la habitualidad al fijarse el concepto de trabajador por cuenta propia o autónomo a efectos de su inclusión en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos, en el artículo 1.1 del Decreto 2530/1970, de 20 de agosto, al indicarse:

” A los efectos de este Régimen Especial, se entenderá como trabajador por cuenta propia o autónomo, aquel que realiza de forma habitual, personal y directa una actividad económica a título lucrativo, sin sujeción por ella a contrato de trabajo y aunque utilice el servicio remunerado de otras personas”.

La habitualidad: un concepto jurídico indeterminado

La habitualidad es un concepto jurídico indeterminado que no se concreta por el legislador. Únicamente encontramos tres referencias normativas sobre la habitualidad:

– En el artículo 1.2 del Decreto 2530/1970, de 20 de agosto, al referirse a la habitualidad en el trabajo de temporada e identificándola con la duración normal de la campaña

– En segundo lugar, en el artículo 1.3 del Decreto 2530/1970, donde se presume la concurrencia de habitualidad cuando se ejerce la actividad con un establecimiento abierto al público

– En tercer lugar, en el artículo 1.2 de la Orden de 24 de septiembre de 1970, que desarrolla el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos, donde para los casos de incapacidad temporal, se entiende que persiste la habitualidad, pese a no trabajarse, hasta el último día del segundo mes natural siguiente a aquel en que se inicia el proceso de incapacidad temporal.

La “habitualidad” en la doctrina judicial:

Al no definirse esa nota esencial por el legislador, para determinar su alcance hemos de acudir a la doctrina judicial. En virtud de una interpretación gramatical puede decirse que habitualidad implica cierta periodicidad en el ejercicio de la actividad, ya que según el diccionario de la Real Academia habitual es aquello que se hace con continuidad.

– Conexión con la profesionalidad

Con carácter general la doctrina judicial y científica entienden la “habitualidad”, no tanto como mera periodicidad, sino en el sentido de que el trabajo personal y directo debe ser cotidianamente la principal actividad productiva que desempeñe el trabajador, conectando la habitualidad con la profesionalidad, en este sentido se pronuncia la STS de 2 de diciembre de 1988, Sala de lo contencioso Administrativo. En definitiva la doctrina judicial identifica la nota de la “habitualidad”, con la nota de profesionalidad, como actividad continuada, sin precisarse que sea el medio fundamental de vida (sentencia del Tribunal supremo Sala Social, de 29.10.1997).

– Indicios externos para determinar su alcance

Ahora bien, para determinar su real alcance se acude por la doctrina judicial a una serie de indicios externos.

– En primer lugar, si se tiene establecimiento abierto al público, aunque se ha señalado que el mero hecho de estar en alta en el IAE no denota habitualidad si no ha habido actividad (sentencia del TS, Sala 3ª, de 3.5.1999).

– En segundo lugar, se ha acudido al indicio de la exclusividad, entendida en ésta dos sentido, o bien como actividad única del autónomo, lo que denota profesionalidad en la misma, o bien, como trabajo personal sin contar con la participación de otras personas, especialmente de trabajadores por cuenta ajena, lo que denota que es el propio autónomo quien ha de ejerce la misma de modo habitual (sentencia del TSJ de Castilla y León/Valladolid de 12 de enero de 2001). – En tercer lugar, se ha acudido al criterio objetivo del montante de ingresos derivados de la actividad.

En ausencia de una actividad continuada y con centro de trabajo, nuestra jurisprudencia ha acudido al indicio externo del volumen de ingresos generados por la actividad. De este modo, para dos actividades concretas, en las que no se dispone de un local y jornada continuada, como la de subagentes de seguros y vendedores ambulantes, nuestra jurisprudencia ha acudido, en ausencia de otros datos que denoten la existencia o ausencia de habitualidad, al nivel de ingresos, de modo que si éstos son superiores al salario mínimo interprofesional en cómputo anual, la actividad ha de ser calificada de habitual y encuadrable en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos (sentencias del Tribunal Supremo, Sala Social, de 29.10.1997, 14.5.2011, 12.6.2001, 28.6.2001, 4.7.2001 9.12.2003, 29.6.2004 para los subagentes de seguros, y sentencia de 20.3.2007 para los vendedores ambulantes). El Tribunal Supremo, en esas sentencias, entiende que el criterio del montante de la retribución, en ausencia de otros datos, como la posibilidad de comprobarse la continuidad en el ejercicio de la actividad, es, entre otros posibles, un criterio apto para apreciar el requisito de la habitualidad. En la sentencia del 29.10.1997 se indica que

“Como ha señalado la jurisprudencia contencioso-administrativa (STS 21-12-1987 y 2-12-1988) la habitualdiad hace referencia a una práctica de la actividad profesional desarrollada no esporádicamente sino con una cierta frecuencia o continuidad. A la hora de precisar este factor de frecuencia o continuidad puede parecer más exacto en principio recurrir a módulos temporales que a módulos retributivos, pero las dificultades virtualmente insuperables de concreción y de prueba de las unidades temporales determinantes de la habitualidad han inclinado a los órganos jurisdiccionales a aceptar también como indicio de habitualidad al montante de la retribución. Este recurso al criterio de la cuantía de la remuneración, que por razones obvias resulta de más fácil cómputo y verificación que el del tiempo de dedicación, es utilizable además, teniendo en cuenta el dato de experiencia de que en las actividades de los trabajadores autónomos o por cuenta propia el montante de la retribución guarda normalmente una correlación estrecha con el tiempo de trabajo invertido. Así ocurre en concreto, respecto de los subagentes de seguros, cuya retribución depende estrechamente del tiempo de trabajo dedicado a la formación, gestión y mantenimiento de la cartera de clientes. A la afirmación anterior debe añadirse que la superación del umbral del salario mínimo percibido en un año natural puede ser un indicador adecuado de habitualidad. Aunque se trate de una cifra prevista para la remuneración del trabajo asalariado, el legislador recurre a ella con gran frecuencia como umbral de renta o de actividad en diversos campos de la política social, y específicamente en materia de Seguridad Social, de suerte que en la actual situación legal resulta probablemente el criterio operativo más usual a efectos de medir rentas o actividades. La superación de esta cifra, que está fijada precisamente para la remuneración de una entera jornada ordinaria de trabajo, puede revelar también en su aplicación al trabajo por cuenta propia -y, en concreto, al trabajo de los subagentes de seguros-, la existencia de una actividad realizada con cierta permanencia y continuidad, teniendo además la ventaja, como indicador de habitualidad del trabajo por cuenta propia, de su carácter revisable”.

Por otro lado, respecto de los vendedores ambulantes en la sentencia de 20 de marzo de 2007, asumiendo la doctrina de la anterior sentencia de admisibilidad del nivel de ingresos superiores al salario mínimo interprofesional, como criterio apto para determinar la habitualidad, y en ausencia de datos externos acerca de la continuidad de la actividad, se señala que “el hecho de que se hayan obtenido ingresos todos los años por la actividad económica desarrollada, sólo indica que en todos esos años se ha llevado a cabo esa actividad, pero no demuestra ni constata que la misma se haya realizado todos los meses de cada uno de esos años, ni siquiera en la mayoría de esos meses, pues el bajo nivel de ingresos conseguido es perfectamente compatible con la posibilidad de que esa actividad se haya efectuado de forma esporádica y circunstancial, y ello con mayor razón en una actividad comercial como la que desempeñaba el demandante, cuya realización depende casi única y exclusivamente de su propia voluntad y arbitrio”.

Señalar que finalmente se está aludiendo de modo indirecto al salario mínimo interprofesional como criterio de referencia para el encuadramiento en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos, en el articulo 165.4 de la Ley General de la Seguridad Social, según redacción dada por la ley 27/2011, de 1 de agosto, donde se señala que el disfrute de la pensión de jubilación es compatible con el trabajo por cuenta propia cuyos ingresos no superen el salario mínimo interprofesional en cómputo anual, indicándose acto seguido, que quien realice esa actividad económica no está obligado a cotizar por las prestaciones de la Seguridad social. Precepto normativo que entró en vigor el 2.8.2011.

La habitualidad no se verá afectada con el ejercicio a tiempo parcial de la actividad autónoma, ya que es novedosa y reciente la admisión futura de la figura del trabajador autónomo a tiempo parcial, situación que no se reguló en la ley 20/2007, de 11 de julio, pero que finalmente se ha introducido en ese texto legal, aunque con efectos diferidos al 1.1.2013, a través de la disposición final décima ley 27/2011, de 1 de agosto, sobre actualización, adecuación y modernización del sistema de la Seguridad Social. Mediante la disposición final décima de la ley27/2011, de 1 de agosto, se redactan de nuevo diversos preceptos de la ley 20/2007, de 11 de julio; concretamente:

– el artículo 1 para aludir el trabajo autónomo a tiempo parcial,

– el artículo 24 para incluir un nuevo párrafo en el que se señala que la inclusión de los autónomos por cuenta propia en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores Autónomos se producirá en las condiciones que se regulen reglamentariamente,

– el artículo 25 para prever un futuro sistema de cotizaciones a tiempo parcial para determinadas actividades o colectivos, y durante determinados períodos de vida laboral,

– e introduciendo finalmente un nuevo apartado en la disposición adicional segunda para preverse reducciones o bonificaciones de cuotas para quienes realicen la actividad autónoma a tiempo parcial.

No tengo nada nuevo a añadir a este artículo, solo comento que me parece increíble que haya tanta gente como yo en este caso, que comprensiblemente en mi opinión se queja de que los impuestos del RETA sean fijos y no variables (porcentajes) y eso destroza la creatividad y el comercio en mi opinión.

Eso sumado a que se hable tanto del concepto de innovación para recibir las ayudas cuando se presenta un plan de empresa, porque una idea empresarial también puede ser innovadora y no rentable o puede ser una idea que alguien ya emprenda o haya emprendido alguien y conllevar una buena demanda y beneficios.

Insisto en el tema de la variabilidad la recaudación sobre el RETA… a mí si me importan las reglas del juego y mas en tiempos de paro juvenil y aún así quisiera competir legalmente pagando una parte de mis ganancias, pero ¿De dónde saco yo el dinero para pagar al estado en Junio por vender 100 kilos de patatas si sólo me han comprado 10 kilos para seguir las reglas que sigue una persona que emprende tras trabajar en la construcción en pleno boom?
¡¿Que no ven que vivo con mi madre separada, discapacitada, agorafóbica, deprimida y que ni yo ni mi hermano tenemos ni vehículo ni suficiente experiencia laboral como para seguir las reglas de esa persona sea vendiendo patatas o aceptando el Google Adsense en los videos de Youtube o otros comercios, como para pagar en la misma situación?!
¡¿Que no ven los ministros de hacienda, de economía y de trabajo y asuntos sociales que con esta ley, quien tiene el negocio ya hecho y le va bien y tiene ingresos paga sobre un 10% de RETA y quien empieza puede llegar a pagar de un 50% a un 400% de sus ganacias, tanto que hablan de crisis entre los partidos mediáticos?!

Muy buen artículo.

Cualquiera puede emitir facturas en España sin ser autónomo (para ciertas cantidades) con el DNI. Y funciona precisamente como propones, haces la factura, el Estado cobra el IVA, también tienes que pagar el IRPF de la cantidad cobrada y luego haces tus declaraciones trimestrales de IVA y lo indicas en la declaración como ingresos.
Esta forma de funcionar se llama Impuesto de Actividades Económicas (IAE), y en algunos casos hasta te puedes ahorrar el IVA dependiendo de la actividad.

Vereis era autonomo, y digo era porque pagaba de cupon, iva, irpf, gasolina, comidasy gestoria mas dinero que ganaba, con esto de la crisis que os voy a contar. Seria muy sencillo darte de alta de autonomo para lo que dura una chapuza, 3, 4 o 7 dias , y luego darte de baja si no tienes mas trabajo y pagar por esos dias , no por todo el mes, porque hoy en dia trabajas 5 dias con mucha suerte y los otros 25 al sol. Solo queria aportar ese punto de vista y si queremos que todo el mundo sea legal hay que facilitar mas las cosas y no tanta historia.

Hola, es la primera vez que leo el blog y la entrada me ha parecido interesante y a la vez me ha hecho reir, esto último es algo que agradezco mucho ya que después de tres años en el paro, los ánimos estan un poco bajos. Tengo 50 años y he pasado por ser trabajadora autónoma y por cuenta ajena, como autónoma trabajando en un taller en mi casa y también abrí una pequeña tienda. He pagado todo lo que tenia que pagar, no es nada fácil ser autónomo, si vendes lo suficiente bien, pero si no vendes los pagos los tienes que hacer igual, no siempre se trata de negocios muy rentables y a veces la situación no te permite cambiar de trabajo. Conozco varias personas que fabrican artesanías y las venden a conocidos y por el boca a boca, ya que en estos momentos creo que de nada se vende mucho , no son caraduras que quieren ahorrarse gastos o no pagar impuestos, es gente que se busca la vida para poder llegar a fin de mes o pagar algo para lo que no tiene el dinero. Creo que habría que tener en cuenta que se vive una situación excepcional y buscar soluciones excepcionales. He entendido la entrada en esa dirección.

Buenas noches! lo primero me sentido totalmente identificada con el post, he tenido varias ideas de proyecto muy buenas, pero claro sin un colchón que me respalde.

La verdad es que pertenezco a ese grupo que lo llaman ” la generación perdida” un carrera, un máster y sin empleo, y con muchas ideas para progresar.

He leído en vuestros comentarios, que al no ser una actividad habitual y no ser superior a 3000 euros, no tienes porqué darte de alta como autónomo, ¿no?. ¿Pero sería legal dar publicidad sobre ese producto o servicio que ofreces sin ser autónomo?

Si alguno sabe el tema de la publicidad, el uso de la redes sociales, sería legal o no estaría muy agradecida, ya que hoy en día es muy difícil sin esa ayuda, nunca se descarta la idea de poder emprender algo.

Muy interesante todo el texto. A mi me pasa igual que otros, recibo entre 500 y 800 euros de Adsense (publicidad en webs), me gustaría ser legal porque creo en el sistema de pagos a Hacienda y contribuir a la sociedad, pero soy muy burro y como me mareo cada vez que me hablan de palabras raras sobre temas legales.

Así que he ido a un gestor y me dice que necesito de entrada 700 Euros para darme de alta de autónomos, alta en el registro de operadores intracomunitarios, alta en más cosas raras de estas y finalmente tendré que pagar unos 350 Euros al mes en gastos de nosequé de autónomos y el precio del gestor.

O sea, que si quiero ser legal ganaría entre 150 y 450 Euros al mes. Vaya, una auténtica miseria para la cantidad de horas que me paso delante del ordenador cada día (entre 8 y 15 horas).

Cada vez que veo por la tele algún ministro llenándose la boca sobre que incentivan a los “emprendedores” y que hay que “ayudar a los autónomos” me entran ganas de buscar su teléfono, llamarles y decirles que se metan sus p*t*s buenas intenciones por el c*l*.

Y ya no hablemos cuando en las noticias explican que algún hijo de p*t* de político ha sido perdonado con la amnistía fiscal y en la siguiente noticia sale la Sozorra Santamaría diciendo que uno de los principales problemas de España es la economía sumergida y los que cobramos en dinero negro.

Pues si tanto les jode, ¿porqué no cambian las leyes? ¿porque no incentivan realmente a los emprendedores? que los que empiezan a ganar poco dinero paguen muy poco y se vaya incrementando gradualmente a los que cobren más.

¿por qué tengo que pagar los mismos impuestos de autónomos yo que gano una media de 550 Euros al mes que alguien que gane 3000 Euros al mes?

¿por qué no nos hacen rellenar un papel único en lugar de tener que hacer un calvario de papeles y términos legales que los “no abogados” como yo, no tenemos p*t* ni idea y nos obligan a pagar a un “especialista” para que nos lo haga a costa de desangrarnos aún más?

@greuze @marisa: Sí hay obligatoriedad. En caso contrario leerse el regimen especial de la seguridad social, en la pagina seg-social.es. No los defiendo, como hacen algunas webs con diseño garrulo de ideales socialguaychupichachicatetomentales. Y webs de magnates que se hacen pasar por chupyguays modernos. Por mi parte rebentaría el congreso y no tendria muchos miramientos con los que votan a los partidos mediáticos sean los que sean. Para que luego quienes votan que se informen de lo que votan y los que mandan no fallen a su programa electoral. Ya iba a pasar a ser ermitaño, el día que no pueda comer o tener techo con lo que cobra mi madre de discapacidad, lo miraré quizas y que el agua corra.

@Marisa: Mi idea es tener un conjunto de páginas web albergado en en un hosting que no sea tocapelotas con las normas, en la red WAN de protocolo tcp:80 y un dominio asociado (conocido como un sitio web) que contenga programas de ordenador, opinión (aunque a este paso de catetismo/violencia en el mundo me parece opinión extraterrestre), videojuegos, música, artículos variados como por ejemplo tutoriales, dibujos a papel y lápiz/rotuladores/etc, e incluso con el tiempo, foro, chat, streaming de musica copyleft/creative commons coleccionando todo el chunda chunda posible y hasta videos si me da la vena de aprender blender o trabajar con GIMP y algún programa de edicion de video, cobrando por publicidad en principio. Cuanto costaría? Lo que dure los componentes del ordenador en que trabaje, el hosting, y conexoin a internet, junto con el impuesto del RETA si la gente se desaborregara ya de una vez, pensara mas y exigiera prorrateo en el RETA.

Encima hace poco han hecho una plataforma en la web de la seguridad ‘social’ para denunciar el pobre tío que trabaja sumergidamente porque no le contratan o porque no pasa las pruebas de los RRHH ya no tenga ninguna opción…

Porque no creo que sea para denunciar las evasiones fiscales de bastantes de las empresas nacionales…

No veo el tdt pero las pocas veces que la he visto viendo los desinformativos me pone violento el que cierto ministro me diga que es un peligro para la sociedad que no tenga legal la empresa. (Cómo la voy a tener legal tontico (o astutillo supervil), no ves que no tengo ni un euro y que dependo de los 600 euros de mi madre mientras quien pone una oferta de empleo pida experiencia, vehículo propio y en la entrevista me toree alguien de sus r.r.h.h preguntando gilipolleces como para qué quiero trabajar o qué puedo aportar yo que no aporte otro…)

Muchos murieron para que puedas hablar, como el búho Ad-Free